Definición simple y precisa de “investigación”

1Me ha gustado mucho la definición y el tratamiento que Enserink et al. (2010) hacen sobre el concepto de investigación.

Investigación es la “[…] respuesta a los vacíos de conocimiento […]”

research

A priori, de tan simple, esta definición puede parecer ambigua. Sin embargo, analizando el concepto integral de investigación (como proceso metódico y como resultado en sí de dicho proceso) es cuando se observa su exactitud: una investigación aporta nuevo conocimiento a un ámbito concreto.

Por lo tanto, para valorar una investigación hay que tener en cuenta dos criterios esenciales: nuevo conocimiento y ámbito concreto. Además, existen una serie de herramientas y métodos que normalmente forman parte de los procesos de investigación. El uso de estos métodos y sus técnicas asociadas no otorgan a un trabajo el calificativo de “investigación”, pero la mayoría de investigaciones echan mano de alguno de ellos:

  • encuestas (cuestionarios y entrevistas);
  • experimentos;
  • análisis de caso;
  • muestreo teórico;
  • modelos y simulación;
  • análisis DAFO (debilidades-amenazas-fortalezas-oportunidades);
  • investigación en campo;
  • investigación secundaria;
  • gaming (ludología);
  • análisis coste-beneficio;
  • análisis de decisión multi-criterio;
  • método Delphi;
  • desarrollo de escenarios;
  • estudio de buenas prácticas;
  • evaluación de impactos;
  • análisis de tendencias;
  • estadística inferencial.

Ocurre a menudo que se presentan como investigación trabajos que realmente no lo son. Muchas veces, se trata de búsqueda de información que, por muy hábil, exclusiva y precisa que sea, no incorpora conocimiento nuevo a un ámbito concreto.

Sin embargo, teniendo en cuenta que el concepto de “ámbito” de investigación puede ser amplio y referirse a diversos campos profesionales, académicos, científicos,… o incluso geográficos, es posible que lo que no se pueda considerar investigación en un ámbito concreto, sí que lo pueda ser en otro.

Por lo tanto, para valorar una investigación es fundamental conocer con detalle el ámbito en el que se presenta el trabajo, para saber si incorpora o no incorpora nuevo conocimiento.

Poniendo todo esto en práctica, alguien podría pensar que el artículo sobre la mariquita de siete puntos es una investigación. Sin embargo, aunque reúne algunas herramientas de investigación como trabajo de campo o experimentación, el artículo no aporta un conocimiento nuevo dentro del ámbito donde está publicado. Cualquier persona capaz de leer este blog, podría encontrar la información publicada y mucha más con una simple búsqueda en Internet.

Hubiera sido diferente si ese mismo trabajo lo hubiera presentado en un lugar donde los lectores no tuvieran acceso a Internet y a medios técnicos como los utilizados, de modo que el trabajo pudiera aportar un conocimiento nuevo. En ese ámbito, quizá podría ser considerado investigación (aunque ya quedan pocos sitios a los que Internet no llega…)

Por el contrario, como un ejemplo de investigación, podría nombrar el análisis de caso de la captura, almacenamiento, estructuración y utilización de datos masivos (big data) de concentración de CO2 en un recinto cerrado. En este caso, al uso de herramientas típicas de investigación como la experimentación, el trabajo en campo e investigación secundaria o el análisis de tendencias, se une que existe un aporte de conocimiento real a un ámbito profesional concreto (el desempeño sostenible).

Bibliografía:

Enserink, B., Hermans, L., Kwakkel, J., Thissen, W., Koppenjan, J., & Bots, P. (2010). Policy Analysis of Multi-Actor Systems. The Hague, NED: Uitgeverij LEMMA.

Bibliography

1.
Enserink B, Hermans L, Kwakkel J, Thissen W, Koppenjan J, Bots P. Policy Analysis of Multi-Actor Systems. The Hague, NED: Uitgeverij LEMMA; 2010.