En una empresa ideal no habría departamento de seguridad

En materia de seguridad laboral, está llegando desde Europa un flujo cada vez más constante de señales que posicionan al liderazgo, la colaboración, la motivación o la participación, como factores clave en el éxito en la prevención de riesgos en las organizaciones. Por encima, de requerimientos de la normativa y de factores técnicos.

Desde informes técnicos, a manifestaciones públicas de responsables europeos, pasando por campañas estratégicas promovidas desde organismos europeos.

Liderazgo, colaboración, participación, motivación,… Son conceptos ya conocidos en la gestión de las organizaciones. También para los profesionales que nos dedicamos a la seguridad laboral: podrían englobarse en lo que oficialmente se conoce como “psicosociología aplicada”.

Son elementos de los que se mencionan a menudo en ponencias y discursos, aparecen en exposición de motivos en muchos documentos o mensajes navideños de los directores de empresas, pero que en la práctica ocupan un papel secundario detrás de las, hasta ahora, grandes protagonistas en las prevención de riesgos -normativa y técnica-.

Sin embargo, por muchos recursos invertidos en los últimos años en fomentar la regulación y la difusión de medidas técnicas no se han conseguido los resultados deseados. Este es un hecho asumido.

Cheerleaders de la seguridad laboral.

Lo que pretende Europa es revertir esta situación, dentro de las tendencias que marcan los nuevos tiempos. Se pretende dar sentido al área de prevención de riesgos en las organizaciones.

Esto pasa por abrir los tradicionalmente herméticos departamentos de PRL de las empresas y otorgar las funciones de seguridad laboral a sus auténticos propietarios a lo largo de la organización.

En una aplicación ideal de ello, los servicios o departamentos de prevención dejarán de existir en las empresas por estar su función idílicamente integrada en los procesos productivos.

La mayor traba para ello, que es la normativa, poco a poco irá adaptándose.

En esta situación, los responsables corporativos de seguridad, dotados de la autoridad que otorga ser un eje estratégico, es cuando pueden actuar como auténticos líderes dentro de la organización.

Una situación similar la explica el director ejecutivo de una de las más grandes organizaciones que existen, sobre un área clave en el éxito de su empresa:

Creatibidad e innovación son algo que no puedes representar en un diagrama de flujo. Algunas cosas sí que puedes, y nosotros también lo hacemos, y somos muy disciplinados en ello. Pero la creatividad no es una de esas cosas. Muchas empresas tienen departamentos de innovación, y eso es siempre señal de que algo va mal cuando ya tienes un vicepresidente de innovación o algo así.

[…] Todo el mundo en nuestra compañía es responsable de ser innovador, estén haciendo un trabajo organizativo, de producción o de servicio al cliente.

[…] Parte de mi trabajo consiste en ser una animadora y hacer a la gente parar y reflexionar sobre todo lo que está haciendo”.

De aquí a ser cheerleader de la seguridad laboral hay sólo unos cuantos decretos de por medio. La técnica evoluciona por su cuenta.

4 thoughts on “En una empresa ideal no habría departamento de seguridad”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*