Mi primer post profesional y los trabajos del futuro

logo_prevencontrolEl pasado miércoles 24 de julio es un día marcado en mi calendario: escribí mi primer post profesional en PrevenBlog, el cuaderno de bitácora de la empresa PrevenControl, importante compañía consultora en áreas de calidad, prevención de riesgos, medio ambiente, gestión de ITV y desarrollo de software corporativo.

El post se titula “Que no te parta un rayo!” y trata sobre la protección frente al riesgo causado por caídas de rayos. Tema muy recurrente para las tormentosas tardes de verano.

Que la colaboración funcione a largo plazo (que así sea!) se verá con el tiempo y dependerá de muchos factores. Lo que sí es un hecho es que la oportunidad ya me ha sido brindada: la creación de contenidos es una factible actividad profesional para mí.

Este tipo de trabajo existe desde hace tiempo. No es nuevo. Lo que hace de especial a este encargo, son los antecedentes, el camino recorrido y el que puede ser en el futuro, tanto en lo que se refieren a mí como también a la empresa:

Aragon Valley se materializó y empezó su andadura estable en enero de 2012. Los principios sobre los que comencé son los mismos que siguen motivándome ahora: pura diversión, herramienta para la investigación y el aprendizaje. Un blog personal basado en mi experiencia profesional. Y así va a seguir siendo.

Por parte de la empresa, que PrevenControl haya fomentado esta colaboración, evidencia una organización donde ponderan mucho la autorregulación, el entorno cooperativo, la búsqueda del valor, la creatividad y la innovación en un sector de actividad -el de la prevención de riesgos y adyacentes- y un entorno que en general deja poco margen de maniobra.

Se cuentan con los dedos de media mano las empresas con esta visión. Con varios años de adelanto, PrevenControl es clara candidata a ser una empresa “azul” dentro de los posibles escenarios que la Unión Europea plantea para el horizonte del año 2020.

La unión de nuestros caminos se acerca a una idea que llevo mucho tiempo analizando y que queda explicada bien en este post de Eduard Punset.

Como digo, es sólo un pequeño principio, y pueden pasar mil cosas, pero demuestra que el panorama que dibuja Punset de integración de ocio y trabajo, de empresas creativas, empáticas y de liderazgo participativo, etcétera,… es factible para tos@s nosotr@s!!.

Y hacia allá nos dirigimos.

Tú, también.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*