Por qué Güssing es un Modelo a seguir

Fueron los árboles como podrían haberlo sido el sol, el viento o las piedras.

El Modelo Güssing está asociado a la biomasa como materia prima porque es el recurso con el que se cuenta en su región. Pero el éxito del sistema tiene poco que ver los recursos renovables disponibles, la tecnología utilizada para su transformación, formas de energía producidas.

El Modelo Güssing es una estrategia valiente, de largo recorrido y visionaria, ejecutada de forma solvente por sus gestores. Esta es la clave.

Con un par…!

Para entenderlo, hay que situarse en el entorno en que se encontraba la región hace 20 años: deprimida económicamente, desplazada geográficamente, aislada logísticamente y triste socialmente. La gente debía sentirse en un bucle de pesimismo en una profunda área rural.

En este contexto, muy desfavorable contexto, es en el que hay que tratar de valorar la apuesta del alcalde Vadasz cuando sale elegido en 1992 y el posterior trabajo que debió suponer desarrollar la estrategia para él y el ingeniero Koch.

Y añadiendo más madera, a un nuevo terreno lleno de incertidumbre, abonado de todo lo que rodea a la industria energética y del petróleo, es donde el alcalde decidió gastarse las subvenciones que recibiría el pueblo por parte de la UE.

Ahora vas y le explicas a tu vecino que tiene que tirar la caldera de gasoil que se compró hace 3 años. Y luego se lo explicas al alcalde del pueblo de al lado, para ver si….

La naturaleza marca el camino y el camino se hace marca.

La infraestructura que hay actualmente en la Ökoenergieland es importante: más de 30 plantas, el Centro Europeo de Energías Renovables, una escuela técnica, un centro de investigación y desarrollo, etc..

Eso es importante, pero el factor diferencial de Güssing no es la cantidad de instalaciones montadas, organizaciones que hospeda, o las empresas locales instaladas. Estamos hablando de una localidad de menos de 4.000 habitantes en una región de menos de 30.000. En cualquier momento, cualquier ciudad o región con más recursos de cualquier país desarrollado podría montar un tinglao que supere las cifras del modelo de Güssing. De hecho, ya se intenta como vimos en los casos que expliqué en este y este post.

El Modelo es referencia mundial por factores cualitativos.

Güssing basa su desarrollo en las energías renovables. Esto convierte a su estrategia energética en medio de supervivencia, a sus gestores en expertos padres de familia y al I+D en un “chicos, vamos a pensar en algo para no morirnos de hambre“.

Todo esto, va más allá una partida presupuestaria, de meras campañas de publicidad o de medidas oportunistas, circunstanciales y con poco fundamento que tienen el uso de energías renovables, la eficiencia energética, las nuevas tecnologías, etc. como medio para buscar una solución a la complicada situación económica. Esto da poco valor añadido a la tecnología energética en sí.

Ir más allá de todo eso, hacer de la energía su medio de vida, ha hecho que Güssing y su región se haya convertido con el paso de los años en principal abanderada de la tecnología renovable (biomasa concretamente) a nivel mundial. Es su marca.

Pelotazo

Y he aquí que los modelos energéticos y la contaminación del planeta son hoy uno de los mayores desafíos a que se enfrenta la humanidad y los lobbies energéticos son los que marcan muchas decisiones políticas de los países desarrollados.

Este entorno macro, más importante día tras día, ha obligado que el Modelo Güssing cumpla uno de los principales mantras que repiten las políticas del desarrollo sostenible y la responsabilidad social (corporativa y no corporativa): Piensa en global, actúa en local.

La importancia de las energías ha hecho que el trabajo de Güssing sea referencia global. Y con 4.000 habitantes, el ámbito de actuación sea local.

De esto son conscientes los gestores del Modelo y los habitantes de la región y lo llevan con naturalidad y orgullo.

Fin de la serie

Este post es por ahora el último de la serie dedicada al Modelo Güssing.

Desde que le dediqué el primer post en el blog, hace unos 5 meses, para mí ha resultado apasionante ir profundizando en el asunto.

Además del conocimiento que me ha proporcionado en sí mismo, con la visita a Güssing como culminación, el seguimiento del caso me ha aportado más experiencia para llevar el blog.

Tras 2 meses monitorizando las estadísticas del blog, la serie de posts dedicados a Güssing es la que más interés ha generado de las 56 entradas que hasta hoy tiene Aragon Valley, lo cual me ha servido como motivación para seguir con el caso. Ante esto sólo puedo decir:

MUCHAS GRACIAS a tod@s!.

Bye bye Güssing
Hasta la próxima!

1 thought on “Por qué Güssing es un Modelo a seguir”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*